23 de octubre de 2007

[no] acción


"Prison Prism": Ani DiFranco




Las causas me son tan ajenas como incomprensibles.


La razón se deshilvana como un viejo retal de arpillera.


La violencia nos reduce a la Nada más absurda.



A veces las palabras


también


sobran...




PD: Sueños de azafrán para y por Birmania.



7 comentarios:

JuanMa dijo...

En ese sueño soñamos juntos, Amiga.

(En otros también, pero este más).

Besos.

Agnóstico Apático dijo...

Comparto ese sueño... y podemos hacer por conseguirlo...

La niña perdida dijo...

Sobran palabras...nunca sueños.

besos =)

Blueberrie dijo...

Las palabras en acasiones sobran pero no dejemos de preguntar por todos aquellos que han sufrido arresto -más del millar en Birmania-, si han logrado sobrevivir y bajo qué condiciones... La realidad apesta.

Abrazo tu sueño.

amador.sanchez dijo...

Nunguna causa del hombre puede ser ajena a este, ni como género ni como individuo.
Lo peor es que nos quedan demasiadas Birmanias que contemplar.

Paz dijo...

tiene que llover a cántaros.


un sueño soñado en soledad es sólo un sueño. Si lo soñamos juntos, es realidad.

Alnitak dijo...

En estos casos siempre sobran, envio tambien mi sueño.