8 de junio de 2007

mudanzas

Una nueva ruta empieza hoy

[puedes pensar que forma parte del destino]

y de mudanza se vestirán las calles.


Me llevaré (tan sólo) lo más imprescindible:


- Una maleta de sueños...


[dejo un espacio en blanco también para los tuyos].


- La intuición como brújula en el tiempo y el espacio.


- Una manta de viaje para probables noches frías.


- La ilusión ondeando en la proa de mi barco.



No se necesita mucho más para viajar hacia el Aquí

[lugar donde ahora

me dirijo].



Marisa Monte: "A Alma e a Matèria"

16 comentarios:

la niña perdida dijo...

Vámonos de viaje ahora mismo. Salgamos a la calle y andemos en línea recta y a veces también en espiral...hacia ninguna parte. Mi maleta vacía para llenarla de nuevos sueños y letras que encontraré por el camino.

Como siempre simplemente...genial.
Un beso

Juan Cosaco dijo...

uff, el aquí y ahora está muy lejos para algunos (entre los que me incluyo, claro)
pero siempre viene bien que alguien se nos adelante y nos de alguna indicación de cómo llegar.
Ondo ibili!

la chica pirata dijo...

Yo siempre viajo con mi maleta repleta de sueños, unos se hacen realidad y otros... se quedan en el fondo de ésta... Pero yo siempre estoy dispuesta a viajar!
Volveré a viajar por aquí!
Un beso!

Georgina Roo dijo...

mató-me tu listat ;-)

Betzabeth dijo...

yo tambien estoy iniciando un viaje! no te niego que el miedo de saber que es lo que vendra me perturba, pero mas puede la emocion por lo desconocido y es eso precisamente lo que me motiva a seguir!!!!

besos y abrazos

Alnitak dijo...

No podía pasar esta entrada sin unirme a tus soñadores. Pongo mis sueños en la maleta, yo también me voy, en breve, en poco tiempo, con poco espacio, con la maleta semivacía pero me voy... Seguiremos soñando, mientras tanto...

Infinitamente gracias

Tierra dijo...

Soñaré tu viaje y viajaré contigo. Se que no te importará. Ocupo en tu maleta el espacio justo para ser sólo un aliento. Venturosa travesía y, si temes zozobrar, ya sabes donde te espera mi mano.
Una palabra: singladura

Tristancio dijo...

Ojalá la mar esté calma...
Y que Aquí sea un buen puerto.

Buen viaje, entonces...
que el haberlo iniciado ya vale la pena.

botas de agua dijo...

conocí a una hermosa chica que mudó su corazón... como yo la quería... me sentí tan feliz... esas felicidades compartidas, de saber a quienes conocemos felices, emprendiendo viajes, sueños y proyectos, nos hacen tan enormes... pero por qué te estaré contando yo esto ahora? no te deseo suerte porque eso es más fuerte que la suerte... y ya sé que llegaste a buen puerto... a la vuelta estaré esperando, impaciente por saber... y por seguir compartiendo felicidades... besos felices...
¿sueños? debería decir, por una vez, realidades...

Tristancio dijo...

Ay, si se pudiera cruzar el mar en bicicleta!!!

lavacamariposa dijo...

Que te vaya bonito :)
"largemonos chica hacía el mar, no hay amanecer en ésta ciudad ♪ "

Paz dijo...

y al final, sólo silencio

Adolfo dijo...

Imprescindible para el viaje vital.
Me motiva mucho a partir de nuevo, un nuevo viaje, misma compañera.
Reordenar el equipaje y sacarle algún lastre.
Reemprender el viaje único y vital.

botas de agua dijo...

amandine... es un día triste... paz se va.

Anguel Restin dijo...

SI ya se dan por hecho las noches frias, mucho hay que cambiar. Aun que siempre costó menos combatir el frio que el calor... ¿no?

Mari dijo...

hacia donde me dirijo ahora es mi destinado trazado, por que mi futuro yace a mi espalda y mi presente yace.

Un beso niña tierna